fbpx

Denuncian agresiones durante la orquesta de los Alardos

Categories Societat

La noche de los Alardos es sinónimo de fiesta pero también lo es de alcohol y excesos. Así lo corroboraba uno de los componentes de la orquesta Génesis, grupo encargado de amenizar la noche del jueves de la Semana Grande en la Glorieta de Ontinyent. Las redes sociales servían de plataforma de denuncia pública sobre lo vivido durante la madrugada de los Alardos. “En una plaza en la que no cabía un alfiler todo iba bien, todo correcto. Hasta que las cosas se han complicado, hasta que ha volado hacia nuestros técnicos una cadena de hierro, hasta que la gente ha subido a incordiar al escenario, hasta que nos han desenchufado el dimmer de la iluminación, quedando prácticamente a oscuras”, denunciaba.

Este componente de la orquesta Génesis aseguraba que él y uno de sus compañeros recibieron amenazas “por reclamar que la gente se bajase del escenario”. Además relata en las redes sociales como durante la noche “un hombre voló por encima de las vallas del escenario abriéndose la cabeza contra las escaleras y quedando inconsciente mientras el resto seguía de fiesta”. El recinto en el que se desarrollan la mayoría de las actuaciones musicales programadas para las noches de la Semana Grande se ubica sobre la plataforma que existe en la parte trasera de la Glorieta. Allí, se monta el escenario de cada grupo y se adecua un perímetro de seguridad con vallas metálicas, “sin estar ancladas para prohibir el paso de la gente, ni siquiera hay personal de seguridad”, relatan desde la Génesis.

A pesar de esta serie de sucesos, desde la orquesta han compartido en las redes sociales “momentos inolvidables” de una actuación “multitudinaria” que no dejaron que quedara empañada por los comportamientos irrespetuosos e incívicos de algunos de los asistentes a esta velada festiva.

error: