fbpx

Los pensionistas piden una reunión con el conseller de Sanidad por las carencias del Hospital

Unas doscientas personas se han manifestado esta tarde en la concentración-manifestación que ha tenido lugar en defensa de la sanidad pública y contra el cierre de la planta de medicina interna del Hospital de Ontinyent. Es la segunda manifestación en ocho días después de que la primera, el pasado lunes, reuniera a cerca de 3.000 personas.

En esta ocasión los manifestantes han salido desde la Plaza Concepción en dirección al Hospital de Ontinyent donde se ha leído un manifiesto. La cita estaba convocada por la Coordinadora de Pensionistas del Valle de Albaida, quienes han pedido una reunión directa con el conseller de Sanidad para trasladarle su malestar por la situación que se arrastra ya que han denunciado que el cierre de la planta de medicina interna se añade a otras supresiones como el servicio de diálisis “que obliga a una veintena de enfermos de desplazarse a Xàtiva” y “dar vueltas para ser tratados”. También se ha recordado que existe déficit en diferentes especialidades y que las listas de espera son de demasiado tiempo para algunas enfermedades.

Entre los presentes, sólo representación política de Compromís y de Unides Podem, con ausencias respecto a la manifestación de la semana pasada que estuvo convocada desde el propio Ayuntamiento.