fbpx

Sin fecha prevista para recuperar el 100% del servicio del tren Xàtiva-Ontinyent-Alcoi

Moverse desde Ontinyent por Vall d'Albaida, visitar las capitales de nuestras comarcas vecinas o viajar hasta la ciudad de Valencia, es casi misión imposible si no disponemos de un vehículo propio o no queremos hacer uso del mismo.

Mucha es la ciudadanía que desde hace años lleva reclamando un mayor y mejor servicio de la línea de tren Xàtiva-Ontinyent-Alcoi. En numerosas ocasiones, este medio de comunicación se ha hecho eco de la situación.

Ahora los usuarios del tren sufren un nuevo inconveniente, que agrava más el ya de por sí deficiente servicio. Con el estado de alarma, se redujo la frecuencia de los trenes. El confinamiento y el teletrabajo podían justificar esta reducción por una bajada en el volumen de viajeros. Pero hoy día, tres meses después de la finalización del estado de alarma, sólo salen dos trenes en dirección a Valencia desde nuestra estación. Uno a las 6:39 hy otro a las 15:01 h. Al sentido contrario, de la capital del Turia sale hacia Ontinyent, uno a las 11.50 hy otro a las 17.07 h. Estos horarios son de lunes a viernes, pero el fin de semana el servicio no mejora y siguen habiendo únicamente dos viajes para cada uno de los trayectos

Pero lo que es sin duda más preocupante es la respuesta de Renfe. El servicio se irá recuperando paulatinamente hasta llegar a los cuatro trenes diarios, “pero de momento no hay fecha prevista para ello”. La operadora ferroviaria explica también que no es un hecho aislado en la línea Xàtiva-Ontinyent-Alcoi, sino que la situación se extiende al resto de líneas de Media distancia. 

Y mientras los viajeros procedentes o con destino a Ontinyent esperan volver a la normalidad sin fecha en el horizonte, otro bache. Desde la Plataforma Indignats con Renfe denuncian que "si no eran suficientemente graves los problemas, durante el mes de octubre se prevé el cierre de la línea por obras, dejando sin servicio a la población". En este sentido, las obras tienen como objetivo modernizar la línea y supuestamente contribuirán a mejorar el servicio. En situaciones similares que se han dado con anterioridad, Renfe suele habilitar un autobús para realizar los trayectos y no eliminar el servicio de forma completa.

Todos estos inconvenientes hacen que cada vez sean menos las personas que deciden utilizar el ferrocarril.