fbpx

Las 3 fases para el éxito de un negocio online

Y con ello, no quiero decir que si sigues estos pasos tengas garantizado el éxito ni incluso un buen resultado, lo que quiero decir es que veo muy difícil lograrlo sin pasar por ellos.

Estas son las fases por las que pasan mis propios negocios online y los de clientes.

1. Analizar la idea o el proyecto

Eureka! Lo tengo! Fantástico! A por ello, no se hable más, bombilla encendida. A contratar una web que me como el mercado.

Hay estadísticas muy claras que dicen que el 75% de las empresas mueren antes del 3º año de vida. Incluso que el 95% de las ideas no alcanzan a ser ejecutadas, por lo tanto paremos un momento a mirar si hay agua antes de tirarnos a la piscina.

No es complicado el ejercicio, ocurre que muchas veces el resultado no es el que nos gustaría, claro, por este motivo lo hacemos.

En los negocios todo son problemas/necesidades y soluciones. Veamos las dos partes del análisis.

Análisis cualitativo: Se trata de tener claro quién es tu cliente ideal y cuál es el problema que solucionas. Porque ya lo conoces por tu negocio offline o bien es una hipótesis que tendremos que validar al arrancar.
Análisis cuantitativo: En esta parte se trata de hacer cuatro números rápidos para saber dónde nos metemos.
¿Cuánta gente busca en internet nuestra solución? Esta información la puedes saber.

También puedes estimar cuantas visitas tendrás analizando a la competencia y la posición que podrías ocupar en los resultados de Google, si haces un buen trabajo de posicionamiento.

Finalmente puedes estimar la cantidad de ventas por cada 100 visitas y de esta forma hacerte una idea de las posibilidades de ésta desde el punto de vista económico.

2. Construir un producto mínimo viable

Cuando inicias tu negocio en internet, no te compliques la vida con la página web, la primera que montes te va a servir sólo para aprender.

Por lo tanto, no se trata de invertir el resto en la web, sino de invertir lo mínimo posible para tener una web con las funcionalidades principales para solucionar el problema de tu cliente ideal.

En el anterior artículo te explicaba cómo tener tu propia web en 4 pasos, no necesitas más para empezar.

3. Promocionar activamente

Con el proyecto online después de haber analizado sus posibilidades ahora llega el momento de la planificación de las acciones de marketing para atraer a ese cliente ideal y todos los que son como él.

También escribí hace algunas semanas sobre 3 formas de conseguir tráfico.

La gran ventaja que nos ofrece internet es la posibilidad de acceder a un mercado potencial mundial que no tendríamos si no fuese por la red. Pero hay que hacerse visible.

En esta fase si que vamos a echar el resto.

Con un proyecto online orientado a vender (o captar contactos), trataremos de medir cuántas visitas necesitamos para conseguir la primera venta (o contacto).

Y también trataremos de medir cuántas visitas recibimos respecto a las búsquedas totales que se realizan. Te recuerdo que es una cifra que se puede conocer.

Mediremos cuántas visitas recibimos de cada fuente de tráfico, anuncios si los hacemos, redes sociales si lo creemos conveniente, tráfico de buscadores y que palabras buscan, etc.

La segunda gran ventaja de internet, después del enorme mercado que abre, es que todo se puede medir y nuestra inversión en marketing online debe ir encaminada a validar las hipótesis que lanzamos en el análisis de la primera fase.

Espero que os sirvan estos consejos. ¡Hasta la próxima!

error: